the_strain__

The Strain es la serie de vampiros de Guillermo del Toro.

Puede que muchos de vosotros, sólo leyendo la frase anterior ya os hayan entrado ganas de comenzar a verla, pero os tendréis que esperar todavía un poquito, ya que hasta el 13 de Julio no está programado su  estreno.

Son muchas las expectativas que están puestas en esta nueva narración de género de terror y vampiresco, donde la trama se centra en el fin del mundo. La serie se centra en la aparición de un extraño virus que convierte a los seres humanos en vampiros. Pero como siempre, hasta que no podamos ver el capítulo piloto, solo nos tendremos que conformar ahora con algunas conjeturas y con poder ver las primeras promos, que la cadena FX ha sacado.

Personalmente tengo ganas de comenzar a verla, espero que no me decepcione y se convierta en una Penny Dreadful. En la que estuve mucho tiempo esperando a que comenzara y ahora se me hace eterno tener que esperar una semana para ver el siguiente capítulo.

Os dejo el trailer para que os vayáis haciendo una idea…

Anuncios

6a00d8341bfb1653ef017c3720aec2970b

Y después de un tiempo sin escribir seguimos para poder comentar más series. Después de una temporada con una serie pendiente, hace varios días que me decidí a ver, al fin, House of Cards.

¿Qué me encontré?

La respuesta es muy fácil: una de las mejores series de televisión que he visto nunca. Repito, nunca.

House of Cards es una serie de televisión americana emitida por la cadena Netflix.

Es muy difícil superar la capacidad que tiene Kevin Spacey para interpretar a Frank Underwood, su interpretación es sublime en todos los aspectos. Spacey interpreta al congresista estadounidense Francis Underwood, un tipo ambicioso que, junto a su mujer, no pararán en conseguir todo aquello que se proponen.

Es una serie dramática y política ambientada en el mismísimo Congreso de los Estados Unidos y donde no se deja a títere con cabeza. La corrupción, las conspiraciones y ambiciones están a la orden del día.

27822

Sabemos que vivimos en una sociedad convulsa, donde este tipo de noticias las vemos a diario en todos los informativos, pero tengo que admitir que, después de ver del tirón las dos temporadas de House of Cards, tengo mucho miedo de saber si todas las maquinaciones que llevan a cabo los personajes de la serie se realizan también en este país. ¿Me sorprendería? No, la verdad.

Las ambientaciones son impresionantes, por no hablar de los diálogos, es cierto que en muchas ocasiones el lenguaje tan técnico y burocrático que utilizan hacen que pierdas un poco el hilo de la historia, pero la esencia de dichos personajes, sus problemas, miedos, emociones y complejos hacen que te pegues a la pantalla para seguir viendo más. Es el caso del mismísimo protagonista, Frank Underwood, líder de la mayoría demócrata en el Congreso Norteamericano. Su ambición no conoce límites y utiliza a cualquiera para poder conseguir sus propósitos. Es un personaje al que llegas a odiar y al que admiras, todo a la vez.

Los personajes secundarios no son menos importantes ya que juegan papeles clave en todo el desarrollo de la historia, como el caso de la periodista Zoe Barnes, el jefe del personal de Underwood, Doug Stamper, por no mencionar a la esposa de Underwood, Claire. Junto a su marido componen una de las parejas televisivas que más me han impresionado. Su complicidad es sutil y muy peligrosa.

Pocas veces he visto una serie del tirón en apenas pocos días, pero House of Cards merece la pena. Es la típica serie que en cuanto acabas un episodio no puedes evitar ver el siguiente.

Una serie muy recomendable para todos aquellos amantes de las maquinaciones políticas y las conspiraciones.

the-after-chris-carter-amazon-tv-5

Hoy os quiero hablar de una propuesta que ha llevado a cabo la plataforma Amazon a través de Amazon Studios. Dicha plataforma decidió realizar diversos episodios pilotos para que fuera la audiencia quién decidiera si las posibles series deberían ser emitidas en toda su expansión.

Este es el caso de The After. Chris Carter es el encargado de crear esta historia de ciencia ficción ambientada en una situación post-apocalíptica (o a punto de serlo). ¿Quién es Chris Carter? Pues, nada más y nada menos, que el creador de una de las series de televisión míticas por excelencia, Expediente X.

The After se envuelve de una dramatización muy bien planteada, desde mi punto de vista. Juega con giros dramáticos bien planteados y que cogen al espectador de improvisto. Su deber es llamar la atención y crear una tensión que haga que los espectadores quieran continuar con la historia.

El episodio discurre en la ciudad norteamericana de Los Ángeles donde se lleva a cabo una introducción perfecta de los personajes principales. Pero no nos dejemos engañar, ya que las sorpresas están garantizadas hasta el final del episodio. La trama transcurre oscilante entre la historia de la joven aspirante a actriz y los demás desconocidos que se ven obligados a permanecer juntos ante la situación incierta que se apodera de la ciudad.

the-after-chris-carter-amazon-tv-2

Considero que The After plantea novedades y una revisión de los aspectos fundamentales del género apocalíptico que tanto hemos estado viendo últimamente. Se postula como una visión más realista de lo que podría pasar en una situación real, por ejemplo, la angustia de millones de personas al ver que sus teléfonos móviles no funcionan y se ven totalmente incomunicados. Vivimos en una sociedad donde el smartphone se ha convertido en más que una herramienta, sino en todo un compañero inseparable.

Todo el mundo sabe que el episodio piloto es la prueba de fuego que toda serie debe pasar para poder continuar en la programación de cualquier cadena. Es el primer contacto de la ficción con el espectador, y esta tiene como único objetivo agradar al mayor número de espectadores posible. Es por ello que este episodio es que debe albergar el mayor número de intrigas posible, ya que “enganchar” es su único objetivo.

El episodio piloto de The After fue emitido online hace poco, al igual que otra propuesta de Amazon Studios, Bosch. De este otro piloto os hablaré dentro de pocos días, ya que considero que se merece un post a parte.

Considero que Amazon Studios ha apostado por la reinvención de la fórmula clásica, ya que pregunta directamente al espectador si quiere o no que el proyecto de ficción siga adelante. Si ahorra así, el realizar toda una producción completa, con los gastos que eso supone, para descubrir más tarde que la audiencia no apoya el proyecto.

Si os ha entrado curiosidad os dejo un vídeo de The After. Recordad que podéis ver el episodio completo y totalmente gratis en la web de Amazon.

Black_Sails_Serie_de_TV-188674894-large

Muchas son las expectativas que produjo el estreno de Black Sails. Se intentó vender como no la típica serie televisiva de piratas y en el primer episodio supero con creces dichas expectativas. Pero tras cuatro episodios vistos, me he dado cuenta (y no hay que ser muy inteligente para verlo) de que todo lo que la serie podría ofrecer se añadió en el episodio piloto para procurar enganchar a la audiencia.

Desde entonces no más asaltos a barcos, únicamente vemos a los personajes en una trama interminable de diálogos protagonizados por”tiras y aflojas”, todo ello combinado con unas preciosas playas de arena blanca. Creo que no soy la única en afirmar que me esperaba más tras ver el primer capítulo, ya que pensaba que seguirían con la apuesta de ofrecer planos espectaculares en exteriores muy bien localizados.

Debo admitir que me ha defraudado en cierto modo, pero no dejaría de recomendarla a todos aquellos amantes de las aventuras de piratas. Porque es lo único bueno que esta serie puede llegar a ofrecer es la “similitud” con las clásicas películas de piratas, en el sentido de ofrecer personajes un tanto estereotipados pero con sutiles toques de modernidad. Este es el caso de la relación que mantienen la dueña del bar Eleanor Guthrie y la prostituta francesa Max.

Me pregunto entonces si los guionistas recurren a ofrecer una imagen sin tabúes de una relación lésbica para promover los derechos de dicha comunidad en todos los ámbitos de la televisión y ficción, o por el contrario, porque este tipo de relaciones venden y conducen la serie hacia un determinado target masculino? No soy yo para juzgar, pero mi humilde opinión se centra en inclinarse hacia la segunda opción.

awesome-trailer-for-the-starz-pirate-series-black-sails-1

El argumento me parece medianamente interesante ya que parten de la base de ser una precuela del libro “La isla del Tesoro” de Robert Louis Stevenson. ¿Quién no ha leído este libro? Su trama, como algunos barcos, llega a naufragar en algunas escenas, ya que llega a parecerse más a Spartacus que a una buena ficción de piratas. Como ya he comentado, se han dejado a un lado los espectaculares abordajes protagonizados en el primer capítulo, para ofrecernos un eterno debate en el que no sabes si llegaran al fina a hacerse con el aclamado “Urca de Lima”.

Si tuviera una tabla donde puntuar todas las series que he visto y estoy viendo, Black Sails se situaría con una nota algo mediocre, debido a que prometieron mucha calidad en el primer capítulo y están tirando por tierra todas las expectativas con los siguientes episodios.

Aún así, Black Sails es la típica serie que cuando la empiezas tienes tendencia a seguir y acabarla, aunque no preste mucha atención a la mitad de cada capítulo. Eso sí, tiene algo bueno que casi olvido mencionar, los créditos. Para mí, una obra maestra.

Aquí os dejo el enlace de los Opening Credits:

Vicious

Publicado: febrero 20, 2014 en Series Británicas
Etiquetas:, , , ,

¡He vuelto! Siento mucho la tardanza y que no haya publicado post en los últimos días, pero una tiene que hacer millones de cosas y he tenido que posponerlo.

¿Por qué he vuelto hoy a hablaros de una serie? Fácil pregunta con una simple respuesta.

Porque anoche me pasó algo maravilloso. Sentada en el sofá decidiendo que serie ver (estaba entre el nuevo capítulo de The Following y The Musketeers), estaba ojeando el catálogo inmenso que tiene series.ly y me quedé helada al ver la ficha de Vicious.

Ahora sí, os explicaré a qué se debe mi sorpresa al borde de la madrugada de anoche.

Vicious

miptv_vicious_a_p

Es una sit-com británica protagonizada, nada más y nada menos, que por dos grandísimos actores británicos: Sir Ian Mckellen y Sir Derek Jacobi.

Para aquellos que no los conozcáis, mal, porque Ian McKellen es quién ha dado vida a Gandalf en la trilogía de El Señor de los Anillos y Derek Jacobi es uno de los grandes actores de teatro de Inglaterra. Yo por supuesto soy fan de ambos, debido a que he visto muchas producciones de los años 60 y 70, llevadas a cabo en Inglaterra, protagonizadas por ambos.

La serie se estrenó en junio de 2013 y cuenta con 7 capítulos, el último de ellos corresponde a un especial de Navidad emitido en esas fechas. Es por lo tanto una serie de televisión relativamente nueva de la que no he oído hablar y eso hizo que mi curiosidad aumentara y decidí ver el primer capítulo en ese momento.

Cuál fue mi segunda sorpresa nocturna cuando finalizado el primer episodio, de apenas 20 minutos de duración, pensé un segundo en lo que acababa de ver. Para mí, impresionante (no sabría cómo definirlo con otras palabras).

Puede que exagere y me deje llevar por mi admiración personal a estos dos monstruos de la escena, pero verlos en una sit-com cómica en la que la trama se centra en la relación amorosa que tienen ambos, no sé vosotros, pero a mí me sorprendió en gran medida. Pero fue una sorpresa agradable, ya que considero que el argumento es muy original.

vicious_e345_Master

Dos hombres mayores, gays y que viven juntos desde hace casi 50 años. Muchas son las referencias a estereotipos homosexuales actuales, pero son llevados a cabo de forma inteligente y planteados con diálogos foraces y situaciones divertidas.

No es por nada, pero una serie así en España sería impensable. He leído algunas críticas que se han hecho sobre Vicious y lo comparan con “las matrimoniadas”. Tienen algo de razón, pero la calidad interpretativa de estos actores está por encima de aquella serie-basura emitida en España.

Aún me quedan un par de capítulos por ver. Siempre que doy con una serie buena me cuesta acabarla al momento, debido a que quiero condurarla lo máximo posible. Eso también me pasa con los buenos libros.

En el caso de Vicious os la recomiendo muy encarecidamente. Pasaréis un buen rato viendo esta serie, y sobre todo, viendo como actúa Ian McKellen sin túnicas de Gandalf o trajes de Magneto por en medio. Considero que es una serie muy atractiva, original y que se atreve a proponer una trama inteligente y atrevida: ¿cómo es la relación amorosa de dos hombres que llevan 50 años juntos?

 

orange-is-the-new-black

Comenzamos un nuevo año y por ende, he comenzado a ver una nueva serie. Creo que por inercia esperé a que acabará la primera temporada para poder visualizar la serie sin cortes y sin tener que esperar semana tras semana a un nuevo episodio. Admito que soy de las que cada semana tiene su propio calendario de series (raro, lo sé) pero veo tantas que al final me acabo perdiendo.

Después de esta introducción algo insulsa, comenzamos un nuevo año y me he enganchado a otra joya que nos dejó el año pasado la empresa Netflix. Una auténtica obra maestra que combina a la perfección pequeños toques de humor con grandes pinceladas dramáticas. Se trata de Orange is the New Black.

6a00d8341bfb1653ef019b01f7d36c970b

Si partimos de la base que es una serie creada por Jenji Kohan muchos llegaréis a la conclusión de que debe ser una buena serie. No sólo porque fue la creadora y escritora de la serie Weeds, sino también, porque todo lo que crea esta señora es una obra de arte.

Partiendo de dicha base, centrémonos ahora en Orange is the New Black. Trata sobre una mujer, Piper Chapman, que entra en la cárcel ebido a que en su juventud transportó dinero procedente de la droga. Desde que pone un pie en la cárcel de mujeres, tanto ella como nosotros, los espectadores, nos encontramos con una multitud de personalidades y personajes que nos dejan sin palabras. La evolución de Chapman a medida que pasa el tiempo es espectacular, todo ello, ayudándose de una perfecta sincronización de personajes que hace de Orange is the new black un perfecto ejemplo de humor negro y satírico.

Muchos son los personajes secundarios que se encuentran con Chapman, pero están tan perfectamente definidos que se hacen indispensables en cada episodio. Tengo mi particular devoción por el personaje de Red, una cocinera rusa que se ha convertido en una de las mandamás de la cárcel. Aunque como crítica, debo añadir que hay algún que otro episodio que la trama no se sostiene, como el de la gallina (lo entenderéis cuando lo veáis).

Una serie altamente recomendable, que me he atrevido a escribir este post antes de que haya acabado de verla. Supongo que este es un aliciente más para poder compartir mi opinión sobre esta serie.

Como siempre os dejo el trailer de la serie para que empecéis a haceros una idea.

Image

Una amiga, hace poco, me preguntó sobre esta serie y yo me dije a mi misma, creo que es hora de que hablemos de una de las grandes producciones de la temporada en la BBC. Es hora de hablar de Peaky Blinders y la controversia que ha provocado.

Muchas son las críticas que he llegado a leer en contra de esta nueva serie de la BBC. Pero para que nos pongamos en situación antes hay que hablar de esta serie y de qué trata.

Peaky Blinders es una serie dramática emitida por la BBC en la que trata de una familia de mafiosos que teme toda la ciudad y que se dedica a las apuesta ilegales. Todo ello ambientando en el Reino Unido de los años 20.

Pinta bien ¿verdad? La serie, según mi modesta opinión, trata de mostrarnos la realidad que había tras la Primera Guerra Mundial en los barrios obreros de las afueras de Birmingham. Todo ello conjugando los problemas personales de los protagonistas de la familia Shelby con la realidad social de la época.

Entonces ¿por qué todo el mundo la tacha de fracaso? Sinceramente, no entiendo el por qué. Desde mi humilde punto de vista, me parece una serie muy bien ambientada, que cuenta con una gran calidad visual y, sobre todo, con un gran reparto en los que nos encontramos a Cillian Murphy, que encarna al patriarca de la familia Shelby (protagonista en la aclamada película de 28 días después) o Sam Neill que interpreta al nuevo comisario que llega a la ciudad de Birmingham (conocido por Parque Jurásico); todos los actores son sublimes y así lo caracterizan con sus interpretaciones. No quisiera olvidar el nombrar a una increíble actriz británica, que ya me encandiló con la miniserie dramática Leaving, y que en Peaky Blinders se vuelve un personaje fundamental, Helen McCrory.

Image

Es cierto que muchas de las críticas ponen el acento en que la trama, tras los dos primeros capítulos, es bastante lenta. Cuesta seguir fácilmente el argumento, debido a que se intercalan los planes de la familia Shelby de hacerse con el control de las apuestas ilegales con el robo de un importante cargamento de armas. Pero considero que, quién está realmente acostumbrado a ver series británicas sabe perfectamente que una de las características de todas las producciones audiovisuales que se hacen en Reino Unido es que estas se caracterizan por su calidad visual y por tener tramas largas y algo lentas.

También hay que decir que esto no es Los Soprano. Tienen algunas similitudes pero quién de verdad quiera ver Peaky Blinders sin interrupciones esta es su oportunidad porque hace poco que acaba de terminar la primera temporada. Otra de las críticas que he leído es que no se entiende la utilización de la banda sonora. Me explicaré. En muchos de los capítulos, por no decir en todos, se utiliza como banda sonora canciones actuales, es decir, que no encajarían mucho con la ambientación de una serie en los años 20. En este punto, tengo que darles la razón porque si estás viendo una serie de época y de repente suena una canción, relativamente “moderna” (no estoy hablando de que se escuche dance o Lady Gaga), pero se trata de una banda sonora que no llega a conjugar con la trama.

Pero dicho una vez todo esto, yo siempre he considerado que no se puede hablar de algo si previamente no lo has visto. Así que para quién quiera ser crítico con esta serie debe, al menos, ver un par de capítulos. Después ya podrá opinar con criterio.

Yo personalmente la recomiendo encarecidamente porque es una serie que no estamos acostumbrados a ver y engancha desde el primer episodio.

Para aquellos que os haya entrado el gusanillo de saber de qué se trata, aquí os dejo el trailer.

Imagen

Volvemos con nuevos temas en “Arte en Serie”. Hoy me gustaría centrar el tema de este post en el regreso de dos grandes del cine. Esta vez, han vuelto a aparecer en dos novedosas y originales series de televisión que han tenido un impacto algo decepcionante en el público norteamericano. Se trata de Michael J. Fox y Robin Williams.

Imagen

¿Quién no recuerda a Michael J. Fox? Quién no lo recuerde, solo tiene que intentar visualizar quién era el protagonista de la trilogía “Regreso al Futuro” (Back to the Future). ¿A qué ahora lo recordáis?

A finales de septiembre, la cadena de televisión norteamericana, NBC, estrenó la nueva sitcom llamada The Michael J. Fox Show, en la que el protagonista era el propio Michael. Este encarga a un ex presentador de noticias en una cadena de televisión neoyorkina, que después de ser diagnosticado con la enfermedad de Parkinson se centró en su salud y en su familia. Cinco años más tarde, los niños son más mayores y Mike decide volver a trabajar, a pesar de su enfermedad.

El concepto es bueno, además, siempre es un aliciente ver como actúa Michael J. Fox. La serie se prioriza el humor y hasta la propia enfermedad del protagonista es a veces parodiada. Considero que es un punto de vista positivo, mostrar a la gente que, aún teniendo una enfermedad tan grave aún se pueden hacer muchísimas cosas. La serie en este sentido es perfecta.

La familia “ficticia” de Michael en esta serie se compone de su mujer, Annie Henry, que la encarna la actriz Betsy Brandt (la inconfundible Marie, cuñada de Walter White); además de los tres hijos y su cuñada.

La estructura familiar es moderna y tradicional a la vez, y los argumentos de cada capítulo se van entrelazando los protagonistas de las tramas. Muestra la sociedad de hoy en día, donde la tecnología se impone a una tranquila charla familiar o donde los hijos adolescentes hacen todo lo posible por no hacer caso a sus padres.

Michael J. Fox Show: La crítica

Es novedosa y original. Muchos tenían muchas ganas de volver a ver a Michael en la pantalla (aunque en este caso sea en la pequeña pantalla), pero siempre hay un pero, aunque considero que es divertida y realmente entretenida, el humor es demasiado básico, e incluso he escuchado comentarios de que no tiene ninguna gracia.

Personalmente, el único episodio que he visto con ganas e impaciencia a que empezara fue el primero. Considero que los demás capítulos son un intento, creo que fallido, de reproducir el impacto que supuso el episodio piloto. Eran esas ganas de volver a ver a Michael J. Fox en acción lo que ayuda a la serie, porque si no fuera por él, no tendría mucho éxito.

Imagen

Ahora cambiamos de cadena, hacemos zapping hasta la CBS y nos centramos en hablar del estreno de la serie The Crazy Ones protagonizada por el gran Robin Williams. Encarna a Simon Roberts, un genio de la publicidad que posee una importantísima agencia en la ciudad de Chicago. Trabaja codo a codo con su hija, Sydney, la cual encarna la actriz Sarah Michell Gellar, y esta tiene que intentar controlar los “ataques” de creatividad que tiene su padre.

Es una serie en tono de comedia (como no podía ser otro), que considero que es divertida, original, desternillante y que incluso, se hace corto los 20-22 minutos que suele durar cada episodio. Es un argumento convincente, al menos que atrae en gran medida, porque tiene algunos toques de Mad Men, adentrarse en el mundo de una agencia de publicidad, pero desde un punto de vista más moderno y actual.

Lo que acabo de comentar sobre las coincidencias entre Mad Men y The Crazy Ones no lo digo a la ligera. Está claro que televisar ahora el proceso de la publicidad ha supuesto un éxito desde que apareció en pantalla Mad Men, y hay claras referencias en The Crazy Ones a esta última serie mencionada, ¿qué mejor que coger un formato de éxito como Mad Men, darle la vuelta para convertirlo en una serie cómica y poner de protagonista a Robin Williams?

En mi opinión: éxito asegurado.

Porque Robin Williams tiene ese encanto que nos ha ido transmitiendo con cada película que ha hecho, al menos yo le recuerdo desde que era muy pequeña, y ahora verle protagonizando el papel de Simons Roberts es una alegría, cada momento es una pura carcajada, porque no sabes qué va a hacer a continuación.

The Crazy Ones: La crítica.

Una serie muy recomendable para aquello que se consideren fans incondicionales de un grande como es Robin Williams. Es una serie divertida, ligera y rápida, puedo asegurar que los minutos pasan volando. Lo importante es que una serie te haga reír.

Pero siempre hay un pero, como en la anterior serie que he comentado, The Michael J. Fox Show, el éxito de la serie depende única y exclusivamente, en este caso, de Robin Williams. Son los protagonistas de excepción los que ayudan a que estas dos series salgan a flote y no se hundan, porque si no fuera por ellos, y la serie tuviera que mantenerse solo con los demás personajes no tendrían ningún futuro.

Aquí tenéis los trailers de ambas series:

The Michael J. Fox Show

 

The Crazy Ones

Misfits

Publicado: noviembre 20, 2013 en Series Británicas
Etiquetas:

Imagen

Serie mítica, donde las haya.

A finales de 2009 se empezó a emitir Misfits. Hoy en día ya va por su quinta temporada, pero mucho ha cambiado desde que comenzó. Los uniformes naranjas del servicio comunitario no han cambiado, eso os lo aseguro yo, pero de todo el reparto que comenzó en Misfits, actualmente ya no queda ninguno.

¿La calidad del argumento ha bajado notablemente?

Personalmente, no lo creo. Las nuevas incorporaciones han sabido adaptarse perfectamente al modus propio que tenían los antiguos protagonistas. La trama y el argumento son tan buenos que nada podría estropearlo.

Para aquellos que nunca habéis visto la serie, intentaré no desvelar mucho (aunque en el párrafo anterior se me haya escapado lo de los personajes), pero no os quedéis solo en ese detalle. Para ver Misfits tenéis que tener una mente abierta, donde los giros argumentales son tan protagonistas como los propios personajes y a nadie les dejará indiferente.

Imagen

La serie trata sobre un grupo de jóvenes que realizan servicios sociales en un centro comunitario británico, durante este servicio, una extraña tormenta dotará a cada uno de ellos con superpoderes. ¿Suena bien?

Suena aún mejor cuando vas observando la evolución de los personajes a medida que te adentras en la primera temporada. Los chicos tienen que convivir con estos nuevos poderes en una vida aparentemente normal, supongo que el elemento cotidiano es clave en el argumento de esta serie. Todo ello dotado con la personalidad propia de un grupo de delincuentes, de lo más pintorescos que tienen que seguir su día a día pero con poderes especiales.

Cosas a elogiar: grandes guiones, perfectas ambientaciones, caracterización de personajes y diálogos.

Críticas (algo malo debe tener): Para quién vaya a comenzar a ver la serie desde el principio, que no se asuste cuando llegue a la tercera temporada. Los personajes se vuelven previsibles y no hay consistencia en alguno de los capítulos.

Pero es simplemente mi humilde opinión, es una serie que desde que comenzó llevo siguiendo fielmente y aunque hubo alguna temporada que me decepcionó realmente, ahora, en la quinta, ha resurgido de sus cenizas y se ha convertido en una de mis favoritas.

A quién le guste mezclar ciencia ficción con humor y algún que otro toque dramático. Esta es su serie.

Misfits

Imagen

Imagen

Para comenzar este blog dedicado a las series de televisión, me gustaría centrarme en las series británicas. Para mí son producciones de grandísima calidad técnica y de guiones que se caracterizan  por ser bastante completos, bien elaborados y que bien no dejan indiferente a nadie.

Original British Drama – Trailer 2013

Para la temporada de 2013, la mítica cadena británica BBC, presentó un pequeño spot de las series que presentaría a lo largo de final de año en la que encontramos títulos tan esperados como Sherlock (a la espera del comienzo de la tercera temporada), Ripper Street y otros títulos novedosos como The Muskeeters, The Great Train Robbery, The Escape Artist o What Remains.

Siempre he sentido una atracción especial por las series de televisión británicas, quizás porque tienen un atractivo especial o un ambiente distinto a las producciones estadounidenses. Aún desconozco porque me decanto más por unas que por otras, lo que bien sé es que Reino Unido posee el gran potencial narrativo que sabe cómo explotarlo.

Bien es el caso de Sherlock. Esta adaptación de la famosísima novela de Sir Arthur Conan Doyle basada en la recreación de los personajes de Sherlock Holmes y John Watson en pleno siglo XXI, no sólo ha sido un éxito de audiencias en muchas partes del mundo, sino que ha conseguido, que aquellos que seguimos impacientes las novedades audiovisuales de la televisión británica, aceptemos la gran obra de arte técnica y narrativa que se ha convertido Sherlock.

Cuando uno de los creadores de la serie es Mark Gatiss poco más hay que añadir. Si a mí ya me dejó encantada League of GentlemanPsychoville, aún se superó a sí mismo con la producción de Sherlock y su interpretación como Mycroft Holmes.

Aunque ya hablaré más adelante de la serie de Sherlock, seguramente cuando se estrene la tercera temporada a principios de Enero de 2014.

Volviendo al tema principal, los estrenos de la BBC que he podido ver por ahora, como What Remains The Escape Artist, se caracterizan, en mi opinión, por ese tratamiento clásico del drama que caracteriza tanto a las producciones inglesas como a los propios actores. Sólo hay que observar la aclamada Broadchurch y la actuación de David Tennant (Dic Alec Hardy en Broadchurch), el cual es protagonista de The Escape Artist, el exitoso abogado Will Burton que se enfrenta a defender jurídicamente a un presunto psicópata.

Escape Artist

Siempre me ha dado la impresión de que las series dramáticas británicas están envueltas en esa capa de luz grisácea que hace que la narración se vuelva aún más intensa. Un tratamiento de la luz que es claramente visible en múltiples producciones como Whitechapel, Sherlock, Peaky Blinders, Black Mirror e incluso en las comedias satíricas de The Wrong Mans o Misfits.

Muchas son las series de las que voy a hablar en este espacio, un lugar donde poner en conocimiento de los demás mis propias conclusiones. Admito que soy una enamorada de este tipo de series y muchos de mis amigos o gente que conozco nunca ha oído hablar de ellas, es por eso, que me dispondré a comentar, en la medida que pueda, cada una de ellas.

En contraposición, hablaré más adelante de la serie estrenada también de la BBC, Atlantis.