Archivos de la categoría ‘Series Americanas’

the_strain__

The Strain es la serie de vampiros de Guillermo del Toro.

Puede que muchos de vosotros, sólo leyendo la frase anterior ya os hayan entrado ganas de comenzar a verla, pero os tendréis que esperar todavía un poquito, ya que hasta el 13 de Julio no está programado su  estreno.

Son muchas las expectativas que están puestas en esta nueva narración de género de terror y vampiresco, donde la trama se centra en el fin del mundo. La serie se centra en la aparición de un extraño virus que convierte a los seres humanos en vampiros. Pero como siempre, hasta que no podamos ver el capítulo piloto, solo nos tendremos que conformar ahora con algunas conjeturas y con poder ver las primeras promos, que la cadena FX ha sacado.

Personalmente tengo ganas de comenzar a verla, espero que no me decepcione y se convierta en una Penny Dreadful. En la que estuve mucho tiempo esperando a que comenzara y ahora se me hace eterno tener que esperar una semana para ver el siguiente capítulo.

Os dejo el trailer para que os vayáis haciendo una idea…

6a00d8341bfb1653ef017c3720aec2970b

Y después de un tiempo sin escribir seguimos para poder comentar más series. Después de una temporada con una serie pendiente, hace varios días que me decidí a ver, al fin, House of Cards.

¿Qué me encontré?

La respuesta es muy fácil: una de las mejores series de televisión que he visto nunca. Repito, nunca.

House of Cards es una serie de televisión americana emitida por la cadena Netflix.

Es muy difícil superar la capacidad que tiene Kevin Spacey para interpretar a Frank Underwood, su interpretación es sublime en todos los aspectos. Spacey interpreta al congresista estadounidense Francis Underwood, un tipo ambicioso que, junto a su mujer, no pararán en conseguir todo aquello que se proponen.

Es una serie dramática y política ambientada en el mismísimo Congreso de los Estados Unidos y donde no se deja a títere con cabeza. La corrupción, las conspiraciones y ambiciones están a la orden del día.

27822

Sabemos que vivimos en una sociedad convulsa, donde este tipo de noticias las vemos a diario en todos los informativos, pero tengo que admitir que, después de ver del tirón las dos temporadas de House of Cards, tengo mucho miedo de saber si todas las maquinaciones que llevan a cabo los personajes de la serie se realizan también en este país. ¿Me sorprendería? No, la verdad.

Las ambientaciones son impresionantes, por no hablar de los diálogos, es cierto que en muchas ocasiones el lenguaje tan técnico y burocrático que utilizan hacen que pierdas un poco el hilo de la historia, pero la esencia de dichos personajes, sus problemas, miedos, emociones y complejos hacen que te pegues a la pantalla para seguir viendo más. Es el caso del mismísimo protagonista, Frank Underwood, líder de la mayoría demócrata en el Congreso Norteamericano. Su ambición no conoce límites y utiliza a cualquiera para poder conseguir sus propósitos. Es un personaje al que llegas a odiar y al que admiras, todo a la vez.

Los personajes secundarios no son menos importantes ya que juegan papeles clave en todo el desarrollo de la historia, como el caso de la periodista Zoe Barnes, el jefe del personal de Underwood, Doug Stamper, por no mencionar a la esposa de Underwood, Claire. Junto a su marido componen una de las parejas televisivas que más me han impresionado. Su complicidad es sutil y muy peligrosa.

Pocas veces he visto una serie del tirón en apenas pocos días, pero House of Cards merece la pena. Es la típica serie que en cuanto acabas un episodio no puedes evitar ver el siguiente.

Una serie muy recomendable para todos aquellos amantes de las maquinaciones políticas y las conspiraciones.